LA BATALLA POR LA LIBERTAD: ESTADOS UNIDOS 2020

american flag on independence day under cloudy sky

Por: México Republicano


El papel de los Estados Unidos cambió en forma definitiva a partir de la caída del bloque soviético, la visión de impulsar los valores democráticos se fue topando con resistencias culturales en Oriente Medio y parte de la Europa Oriental.

Rusia ocupó pronto un rol de referente hacia el mundo eslavo, sin embargo no pudo incrementar su economía interna en función de la falta de clase media. China aprovechó la oportunidad para aplicar la visión de Deng, que preconizaba vender barato al mundo para subsidiar el crecimiento interno, convirtiéndose en un jugador tramposo en la economía global.

Lo anterior permitió que ciertas fuerzas al interior de EEUU, empezaran a crear alianzas con actores multimillonarios no democráticos, y que sustituían con un capitalismo global y desequilibrado a las potencias antes comunistas, compartiendo sus objetivos: destruir la economía de mercado y al ciudadano propietario al que Jefferson aspiraba como garante de la democracia.

Por tanto, la fricción exterior cobró carácter interior en EEUU y las fuerzas que ahora se enfrentan lo hacen en su agenda nacional.

Por eso el radicalismo demócrata tan ajeno al sentir americano, porque ellos o una parte, la élite, ya no busca el poder nacional en una agenda interior, sino destruir a la clase media americana que es la última línea de defensa del occidente cristiano, democrático y capitalista.

Por eso el tono tan radical, por eso la alianza con Antifa, por eso la violencia racial, por eso sacar a Dios de su partido. No son los demócratas liberales de buena fe que querían un mayor gasto social los que hacen esto, son los grandes intereses que necesitan que el trabajador americano se lumpenice y que su mercado interno se extinga, para que esta economía de individuos no destruya su mercado de masas.

Por eso hay que apoyar al presidente Trump y entender la calidad del opositor, en buena medida y desafortunadamente, enemigo de la libertad.

Es difícil de entender que el partido de Kennedy o Cárter sea hoy el de Soros o el de Bill Gates, que más que empresas o individuos encarnan la necesidad de destruir la libertad y el ahorro interno.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: