Luis Suárez se convierte en el máximo goleador de las Eliminatorias sudamericanas

luis-suarez-se-convierte-en-el-maximo-goleador-de-las-eliminatorias-sudamericanas

Durante toda su carrera, Luis Suárez ha visto a su selección como un oasis en el cual puede llegar, jugar y disfrutar. Contra Colombia hizo exactamente eso al convertirse en el máximo goleador en la historia de las eliminatorias sudamericanas. Pero ahora usa a la selección como manera de poder afinarse para su nuevo equipo. 

El ahora delantero colchonero tiene sangre en el ojo después de irse del Barcelona y se puede atribuir esa motivación a su buen rendimiento con la selección y con el Atleti. 

Todo el trabajo que ha implementado ha dado fruto hasta ahora. En total, Suárez anotó nueve goles en nueve partidos y los que lo criticaban en el Barcelona suelen estar callados durante estos días. 

Aunque muchos van a criticar que con su selección ha anotado sus cuatro goles desde el manchón penal. Pero aún así, sigue siendo la carta de gol de los charrúas. 

Cómodo pero diferente

Uno puede simplificar en demasía las similitudes entre el estilo que Uruguay y Atleti juegan. Cuando uno lo ve desde esa perspectiva, uno puede llegar a decir que al final decidió por un equipo en el que encaja. Pero hay que ver que el cuadro de Simeone, como Uruguay, pasa por una metamorfosis. 

Este Uruguay ha pasado por cambios y tiene una cara un poco diferente a comparación de ediciones previas. ya que no depende del salteño exclusivamente. Ahora vemos a un Uruguay con un cambio generacional que ya ha ofrece protagonismo. Esos jugadores fueron la clave para su goleada contra Colombia. Nahitán Nández, Rodrigo Betancur y Lucas Torreira fueron las claves de un Uruguay que luchó en el mediocampo para complicar a una zona medular colombiana que jugó sin intensidad y una defensa que estuvo sin idea. 

Suárez tuvo un rol en el cual no estaba presente siempre, pero su presencia era evidente. Buscaba presionar la salida cafetera y colaboró en ese aspecto. Fue un jugador de conjunto en el que ayudó a cerrar espacios. 

Socio y mentor

El éxito de Suárez en todos sus etapas siempre lo ha visto con alguien con el cual se asocia bien. Ahora en el Atlético, de a poco le comienza a ayudar a João Felix y en Uruguay está haciendo lo mismo. 

El caso es lo mismo con Uruguay. Ahora uno lo ve dirigiendo y hablando más con sus compañeros para que puedan ocupar un espacio, enviar el pase y tomar la decisión apropiada. 

Suárez (como lo hizo Cavani contra Colombia) está liderando con ejemplo. Hacen el trabajo sucio que no se nota en los análisis tácticos. Toma marcas para liberar a sus compañeros y busca ser recíproco. 

En una jugada contra Colombia, Suárez recibió un balón e hizo el pase de devolución para Rodrigo Betancur, quien fue la figura del partido, y esa secuencia terminaría siendo penal. 

Suárez sabe que se desaparece en tramos, pero sabe que puede hacer diferencia en un partido. Y así ocurrió ante Colombia. Presionó, atacó distribuyó y fue parte del equipo. Es evidente también que él ya no tiene algunas de las calidades que lo convirtieron en el mejor número nueve del mundo en un momento. 

Su compañero de siempre

Pero lo más importante fue verlo a él con Edinson Cavani en el ataque por primera vez desde noviembre del año pasado. 

Los dos siempre han estado a su mejor nivel cuando han jugado juntos y en Barranquilla eso fue demostrado una vez más. 

Continuar Leyendo en Sport.es

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: