El Clásico de la borrasca

el-clasico-de-la-borrasca

Atlético y Barça afrontan uno de sus Clásicos más extraños. Un partido cuya previa ha estado condicionada por Filomena, la COVID-19 e incluso el cambio de entrenador en el banquillo rojiblanco. La borrasca en el centro de España impidió a ambos equipos preparar y desplazarse con normalidad para la cita en Almería, sumándose las dudas de varios positivos por coronavirus, que dejó tres bajas en el Barça (Losada, Vilamala y Jana).

Pese a los contratiempos, el Clásico ha resistido y se celebrará en el Juegos del Mediterráneo. Y, con él, un duelo entre los dos colosos de nuestro fútbol femenino, que persiguen un pase a la final de la segunda edición de la Supercopa, donde ya espera el Levante. Así, el Atleti mide el poderío del favorito y vigente campeón Barça.

Los dos conjuntos llegan con sensaciones diferentes. Del imparable ritmo culé, con pleno de victorias y goleadas, a un inestable rumbo rojiblanco. Las madrileñas, que ocupan la quinta posición fuera de la zona de Champions en la clasificación con un partido menos, vienen de sufrir un nuevo revés en Liga tras empatar 1-1 con el Rayo.

El alta de Ludmila y el regreso de Sánchez Vera al Atlético

Pese a que los resultados sonríen más al Barça, el conjunto rojiblanco ha iniciado su paso por Almería con grandes noticias. Una de ellas era el negativo por COVID-19 de Ludmila, su máxima goleadora con diez dianas. La brasileña llegó a tiempo para unirse a sus compañeras en el viaje desde Madrid, que se vio retrasado hasta la mañana de ayer por el temporal.

En la expedición rojiblanca había otra sorpresa: Sánchez Vera. El entrenador, que no pudo confirmar ayer en rueda de prensa si se sentaría en el banquillo para el partido o no, vuelve al Atleti para relevar a Dani González, siendo una gran sorpresa en este torneo. El técnico se presenta como revulsivo para volver a hacer brillar al Atleti. No será fácil. La primera prueba será el todopoderoso Barça…

Continuar Leyendo en As.com

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: